Existe una gran variedad de tratamientos y no todos tienen los mismos resultados. Algunos aportan suavidad y ayudan a que el pelo esté más manejable, otros dan brillo, otros fortalecen la raíz, otros potencian el color, etc etc. Con la ayuda de nuestros profesionales, a continuación te contamos sobre los más destacados y cómo y cuándo funcionan mejor. Te invitamos a encontrar el masaje que necesites en nuestra peluquería y así darle un rico regalo de fin de año a tu cabello.

1.    Craneal

Pelos naturales o tinturados, largos, cortos, crespos, con o sin frizz, lisos, entre otros. No importa cuál sea el tipo de tu cabello, cualquiera puede disfrutar de este masaje que sirve para desconectarse, lo importante es la manera en que se frota la cabeza. Si lo comparamos con un masaje de relajación corporal, sería lo mismo, sólo que este además mejora la calidad del pelo recuperando su fuerza, ya que los movimientos estimulan la irrigación sanguínea.

2.    Ampolla

Si quieres lograr suavidad, textura y brillo inmediatos, este shot de vitaminas es la opción, claro que estos efectos duran de cuatro a seis lavados. Ojo con las melenas muy tinturadas o con la estructura capilar dañada (falta de proteínas), estos cabellos no se ven beneficiados de la misma manera que un pelo natural.

Un cabello bien cuidado puede necesitar una ampolla al mes, un pelo en mal estado requerirá una cada semana, además de complementar con otros tratamientos nutritivos en la casa. Puedes pedir este masaje directamente en la peluquería o comprar una dosis para aplicarla en tu casa.

3.    Reestructurante

Cuando tu cabello está tratado químicamente (mechas, reflejos, freestyle o color completo que por lo general atravesaron por una aclaración), esté es el más indicado para ti. Para estos casos el tratamiento Chroma Reflect de Kérastase es el indicado, creado específicamente para cabelleras tinturadas, por lo que no arrastra los pigmentos, y el Penetrate, de la misma marca, que repara la fibra desde la estructura hacia afuera. Te aconsejamos realizar este tipo de masajes, altamente proteicos, como máximo una vez al mes. De lo contrario el pelo queda pesado debido a un exceso de nutrientes.

4.    Hidratación

Las que tienen cabellos crespos y ondulados (es decir con pelo más poroso y secos) son las más beneficiadas con este tipo de masajes, lo que no quita que cualquier tipo de pelo necesita de vez en cuando un golpe de hidratación, al igual que todo nuestro cuerpo. Para aportar hidratación, una de las alternativas más efectivas es el tratamiento Hydrating Agave, éste contiene planta de agave, que aporta suavidad y acondiciona, es ideal para hidratar y dar peso a tu cabello.

5.    Masaje con keratina

Aunque fue creado para prolongar los resultados del alisado de keratina, actualmente se utiliza para quienes buscan mayor manejabilidad, atenuar el volumen y eliminar el frizz, también suaviza las ondas y sella el color, por lo que se puede aplicar en cabellos recién tinturados.

6.    Rejuvenecedor

Por lo general, las melenas con “más experiencia” sufren de hebras cada vez más finas, un aumento en la caída y la aparición de canas. Para combatir la estructura frizada de éstas, una alternativa es la Máscara Re Substantif de Kérastase, esta consiste en un tratamiento redensificador que aporta la materia y la densidad que pierden los cabellos envejecidos.

Nunca olvides que antes de hacer un masaje (o cualquier intervención en tu cabello) es importante realizar un buen diagnóstico capilar. Un especialista debe chequear el estado del cabello y según tus necesidades elegir el tratamiento más indicado para ti.

Te esperamos!!!